El felino cuando volvió a su hogar venía con una nota en el cuello donde detallaban su “deuda” por pescado.

Los animales son parte importante en la ida de muchos por lo que cuando desparecen sus dueños suelen desesperarse por el gran afecto que tienen.

Pero claro está que algunas mascotas son bien «aventureras» sobre todo los gatos. Un ejemplo de ello es lo que le sucedió a un minino tailandés, ya que el «cara de palo» se fue de casa para luego volver hasta con una deuda.

Así es, ya que este desapareció de su hogar por tres días, hasta que finalmente decidió volver. Pero cuando lo hizo, traía en su cuello un cartel que detallaba una deuda con una tienda.

Según un relato compartido en el grupo de Facebook del distrito tailandés de Chang Phuak, el gato llegó a su hogar con un cartel que decía que tenía deuda por comer tres pescados. La nota decía: «Su gato no dejaba de mirar las caballas en mi tienda, así que le di tres».

La historia y fotografías se convirtieron en virales en las redes sociales por la cara de satisfacción del felino.